viernes, 22 de julio de 2011

Historia de los Mundiales: Argentina (1978)

Máximo Goleador: Mario Kempes (Argentina) 6 goles
Sedes: Rosario, Córdoba, Mendoza, Mar De Plata, Buenos Aires (3 estadios en la capital)
Número de partidos: 38
Número de goles (Media por partidos): 102 goles (2’68)
Número de espectadores (Media por partidos): 1.546.151 (40.688)
Participantes: 16 (África, 1) Túnez (Asia, 1) Irán (América, 4) Brasil, Perú, México y Argentina (Europa, 10) Austria, Escocia, España, Francia, Hungría, Italia, Holanda, Polonia, RFA y Suecia.

Final del campeonato: 25-Junio-1978. Estadio Monumental, Buenos Aires. Argentina 3-1 Holanda (1-0 al descanso, 1-1 en el tiempo reglamentario)

Numerosas selecciones debatieron si debían boicotear el torneo como protesta contra el régimen totalitario del General Videla, que había tomado el poder en 1976, y sus violaciones de los derechos humanos. Finalmente, todas las naciones que se habían clasificado para la Copa del Mundo viajaron a Argentina.

Argentina 1978
Selecciones ausentes y debutantes
No lograron clasificarse selecciones como Inglaterra (por segunda vez consecutiva), la U.R.S.S y Yugoslavia. Otros países con menos tradición futbolística, como Irán y Túnez, disfrutaban de su primera participación y Francia, después de doce años de ausencia, volvía.

La batalla de Belgrado de 1977
Los balcánicos se había convertido en nuestra particular 'bestia negra', aquel partido decisivo en el “pequeño Maracaná” de Belgrado, en 1977, es recordado por varios lances, como el mítico gol en semifallo de Rubén Cano, tras extraordinario servicio de Cardeñosa, o el botellazo lanzado desde la grada sobre Juanito al ser cambiado, después de haber hecho el gesto de la derrota al público, en un choque que estuvo dominado desde el primer instante por la violencia en el terreno de juego, reflejo del feroz ambiente bélico de la grada que acabó con Pirri lesionado y numerosas tanganas a lo largo de los 90 minutos.

Juanito en Belgrado, botellazo

Mascota y balón
Gauchito fue el nombre de la mascota: un niño con sombrero gaucho y camiseta albiceleste.
Adidas sacaba el balón que terminaría siendo muy popular, el 'Tango'.


Dada la situación política, se extremaron las medidas de seguridad, con militares poblando los estadios. A pesar de ello una bomba explosionó en el centro de prensa antes de la ceremonia inaugural, falleciendo un policía.

Tres estrellas que se quedan en casa
Cabe destacar la ausencia de tres figuras del fútbol; Maradona por inexperiencia (en palabras de Menotti), Cruyff -por decisión propia- y Beckenbauer -por decisión técnica-.

Primera fase: Cuatro grupos de cuatro equipos:

  • Se clasificaron Italia y Argentina en el primer grupo, Francia, ya con Platini en sus filas, quedó tercera. Lo que obligó a los anfitriones a trasladarse de Buenos Aires a Rosario para la siguiente fase. Como anécdota mencionar que en el Francia-Hungría por coincidencia de colores, los galos tuvieron que cambiar de camiseta, al no disponer de la segunda equipación, se les prestó una verdiblanca perteneciente al equipo del Kimberley (equipo local del Mar de Plata).
  • Polonia y la RFA se clasificaban en el segundo grupo, donde Túnez consiguió la primera victoria africana en la historia de los Mundiales al vencer a México por 3-1.

  • Austria y Brasil lo hacían por el tercero, dejando fuera a España que había perdido ante Austria (1-2), ganado a Suecia (1-0) y empatando frente a Brasil (0-0), Cardeñosa tuvo la clasificación con un disparo, sin portero, que fue repelido por un defensa.
  • En el cuarto grupo, Perú y Holanda pasaban de ronda, dejando sin opciones a Escocia por gol-average. A pesar de la victoria y el maravilloso gol de Gemmill frente a Holanda. Recordado, de una manera peculiar y con una metáfora sexual, en la película Trainspotting (1996).
    El extraordinario futbolista peruano Cubillas también dejaba, durante esta fase, otro gol antológico para la posteridad, de falta directa y con el exterior.
video

La albiceleste estaba compuesta por jugadores que militaban en la liga argentina -curiosamente ninguno de Boca Juniors-, a excepción de Kempes, quien estaba en las filas del Valencia. El delantero todavía no se había estrenado en el campeonato.

Los dorsales del equipo argentino fueron adjudicados de forma alfabética, teniendo Alonso el número 1 (mediocampista), Ardiles el 2, Fillol el 5 (portero) y Kempes el mítico 10. Pasarella era el capitán y Menotti el técnico de un conjunto obligado a ganar para dar una satisfacción al pueblo.

Segunda fase: Se formaron dos grupos clasificándose en el siguiente orden:

  • Grupo A, liderado por Holanda y seguido por Italia, la RFA y Austria.
  • Grupo B, comandado por Argentina, seguida por Brasil, Polonia y Perú.

Brasil venció a Polonia y dos horas después comenzaba el Argentina-Perú, la albiceleste necesitaba vencer por cuatro goles para pasar a la final. Para aumentar la suspicacias, el guardameta peruano, Quiroga, era un argentino nacionalizado. Por todo ello, existe la controversia de un posible amaño, Argentina venció (6-0).

Final: El partido empezó con polémica ya que el futbolista tulipán René fue obligado a quitarse la escayola que había llevado todo el campeonato, a instancia de Ardiles que advirtió al colegiado de tal circunstancia. Los holandeses amenazaron con abandonar el campo, como protesta.

Kempes adelantó a los anfitriones, pero Nanninga anotaba con un testarazo tras extraordinario centro desde la derecha. Apenas quedaban 8 minutos y el Monumental enmudecía para helarse posteriormente los corazones al ver cómo otro remate de los tulipanes milagrosamente golpeaba el poste en el último minuto.

Hubo que esperar a la prórroga para que la albiceleste, por mediación de Kempes y Bertoni, lograra su primer título con el público como espectador y principal aliado que sembraba un mar de papelitos y confetis cada partido que la selección anfitriona jugaba. El pueblo argentino por fin tenía una alegría. Los Países Bajos se quedaban de nuevo sin el título, como en 1974.


Clasificación final:
  1. Argentina
  2. Países Bajos
  3. Brasil
  4. Italia

2 comentarios:

  1. Yo siempre recordaré la jugada de Cardeñosa ante brasil ¿Cómo se pudo fallar aquel gol cantado?

    Gonzalo Largacha

    ResponderEliminar
  2. No se puede comparar coma han hecho a Jim Morrison con Amy Winehouse es como comparar a Dios con un gitano en este caso gitana.

    Gonzalo Largacha Lamela

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...